Cómo realizar el aplazamiento sin intereses de la deuda tributaria por el coronavirus

Publicado: 16/03/2020

ACTUALIZADO 18/03/2020

Boletin nº 11 Año 2020


Imagen Titulo

Con la intención de mitigar el posible impacto que el escenario de contención reforzada por el coronavirus pueda tener en los sectores más vulnerables de la economía, principalmente en PYMES y autónomos, se ha publicado el Real Decreto-ley 7/2020, de 12 de marzo, por el que se adoptan medidas urgentes para responder al impacto económico del COVID-19.

Entre las medidas y ayudas para las empresas contempladas en esta disposición, para evitar las posibles tensiones en la tesorería que puedan experimentar, se establece la flexibilización en materia de aplazamientos, de tal forma que se concede durante seis meses el aplazamiento de pago de impuestos a PYMES y autónomos, previa solicitud, con una carencia de intereses de tres meses.

Importante:

La interrupción de los plazos administrativos y procesales por el estado de alarma decretado no es de aplicación a los plazos tributarios sujetos a normativa especial. Consecuentemente, los plazos para la presentación de autoliquidaciones y declaraciones tributarias siguen vigentes.

Así, el artículo 14 del mencionado real decreto establece que se concederá el aplazamiento del ingreso de la deuda tributaria correspondiente a todas aquellas declaraciones-liquidaciones y autoliquidaciones cuyo plazo de presentación e ingreso finalice entre el 13 de marzo de 2020 y el 30 de mayo de 2020, ambos inclusive, siempre que las solicitudes presentadas correspondan a deudas tributarias de cuantía inferior a 30.000 euros, incluso si corresponden a retenciones e ingresos a cuenta (modelos 111, 115, 123), tributos que deban ser legalmente repercutidos (modelo 303 de IVA) o a pagos fraccionados del Impuesto sobre Sociedades (modelos 202 y 222), que no pueden ser aplazados en condiciones normales.

Las condiciones de este aplazamiento extraordinario son:

  • Plazo de aplazamiento de 6 meses.

  • No se devengarán intereses de demora durante los 3 primeros meses.

Sólo podrán solicitar el aplazamiento de las deudas tributarias en estas condiciones las personas y entidades con un volumen de operaciones no superior a 6.010.121,04 euros en el año 2019.

¿Cómo realizo el aplazamiento extraordinario por el coronavirus?

1. Lo primero es presentar por los procedimientos habituales la autoliquidación cuyo pago quiere aplazar. No olvide marcar la opción “Reconocimiento de deuda con solicitud de aplazamiento” para poder “Firmar y enviar”:

AEAT_pantalla1

2. Presentado el modelo objeto de liquidación (tras pulsar “Firmar y enviar”), si los datos introducidos son correctos y no existen errores que habremos de subsanar previamente, aparece la respuesta "correcta presentación" junto a la clave de liquidación correspondiente a la deuda que debe tramitar y un enlace para poder tramitarla (“Tramitación deuda”).

Finalizada la presentación del modelo tributario (debiendo guardar el pdf adjunto con la autoliquidación presentada), se abre el "trámite" para aplazar o fraccionar la deuda generada, debiendo continuar este proceso para que el aplazamiento se realice correctamente.

3. Para presentar la solicitud de aplazamiento / fraccionamiento "pinche" la opción de "Tramitar Deuda", y en el ventana emergente posterior seleccione la opción "aplazar":

AEAT_pantalla3

Si no le aparece la opción tramitar deuda, o si ha marcado la opción de “reconocimiento de deuda” al presentar la autoliquidación, deberá acceder al apartado de aplazamientos de la sede electrónica de la AEAT y seleccionar la opción “Presentar solicitud” para poder solicitar correctamente el aplazamiento.

AEAT_pantalla4

Para acceder a la presentación de la solicitud de aplazamiento se requiere identificarse con certificado electrónico, DNIe o Cl@ve PIN del declarante o de su representante (en este caso no se admite el acceso con Cl@ve PIN).

AEATEn relación con aquellos contribuyentes cuyo certificado electrónico esté caducado o próximo a caducar, se informa que la AEAT permite el uso de los certificados caducados en su SEDE de acuerdo con lo previsto en el Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo.

AEATEs posible que su navegador habitual no se lo permita en cuyo caso le recomendamos lo traslade a FireFox donde podrá seguir usándolo.

En cualquier caso la propia AEAT se pone a disposición del contribuyente por si tiene dudas  sobre cuestiones técnicas informáticas puede llamar a los teléfonos relacionados.

4. Rellenar los campos de la solicitud.

Lo primero para acogerse a esta modalidad de aplazamiento es marcar la casilla “Solicitud acogida al Real Decreto-ley 7/2020, de 12 de marzo, por el que se adoptan medidas urgentes para responder al impacto económico del COVID-19.”

AEAT_pantalla5

Si la presentación de la solicitud proviene de la presentación del modelo de autoliquidación correspondiente, la clave de liquidación ya está informada y no es necesario completarla. En caso contrario, deberá cumplimentar la clave de liquidación en la casilla "Deuda...“ y el importe en la casilla “Importe”.

Además de lo anterior, se solicitará la siguiente información:

  • Tipo de garantías: marcar la opción “exención”.

  • Cuenta bancaria de la domiciliación.

  • Número de plazos: escribir 1.

  • Periodicidad: marcar la opción “no procede”.

  • Fecha del primer plazo: 6 meses después de la fecha de fin del plazo voluntario de declaración (si el plazo de presentación de la autoliquidación finaliza el 20 de abril escribir 20-10-2020).

  • Motivo de la solicitud: escribir “Aplazamiento RDL” (este paso es muy importante, de lo contrario no se concederá el aplazamiento en los términos señalados).

En el apartado de propuesta de pago saldrá el siguiente mensaje: Solicitud acogida al Real Decreto-ley 7/2020, de 12 de marzo, por el que se adoptan medidas urgentes para responder al impacto económico del COVID-19."

AEAT_pantalla6

5. Presentar la solicitud, presionando el icono “Firmar y enviar”.

Si la solicitud se ha presentado correctamente saldrá el siguiente mensaje de aviso:

AEAT_pantalla7

NewSi bien han sido suspendidos los plazos procesales y administrativos, los plazos de prescripción y caducidad y los demás plazos para la tramitación de los procedimientos de las entidades del sector público como ya hemos analizado en este artículo, el Real Decreto 465/2020 de 17 de marzo, (modifica la DA 3ª del RD 463/2020 que aprueba el Estado de alarma), en su apartado cuatro añade un punto 6 a la referida DA 3ª estableciendo que, la suspensión de los términos y la interrupción de los plazos administrativos referida no será de aplicación a los plazos tributarios, sujetos a normativa especial, ni afectará, en particular, a los plazos para la presentación de declaraciones y autoliquidaciones tributarias.

Recuerde:

En el siguiente enlace puede ver el resto de medidas y ayudas para las empresas para paliar los efectos de la emergencia sanitaria por el coronavirus, que iremos actualizando constantemente conforme se vayan aprobando.

Comparte sólo esta página:

Síguenos

Utilizamos cookies propias y de terceros. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información