Artículo 25 Ley 19/1991, de 6 de junio, del impuesto sobre el patrimonio

Ley 19/1991, de 6 de junio, del impuesto sobre el patrimonio


Art. 25. Valoración de las deudas.

    1. Las deudas se valorarán por su nominal en la fecha del devengo del Impuesto y solo serán deducibles siempre que estén debidamente justificadas.

    2. No serán objeto de deducción:

    a) Las cantidades avaladas, hasta que el avalista esté obligado a pagar la deuda, por haberse ejercitado el derecho contra el deudor principal y resultar éste fallido. En el caso de obligación solidaria, las cantidades avaladas no podrán deducirse hasta que se ejercite el derecho contra el avalista.
    b) La hipoteca que garantice el precio aplazado en la adquisición de un bien, sin perjuicio de que sí lo sea el precio aplazado o deuda garantizada.

    3. En ningún caso serán objeto de deducción las deudas contraídas para la adquisición de bienes o derechos exentos. Cuando la exención sea parcial, será deducible, en su caso, la parte proporcional de las deudas.

NOTA: Redacción modificada (añade apartado 3º) por Real Decreto-Ley 3/2000, de 23 de junio-Ley 6/2000, de 13 de diciembre.

Siguiente: Artículo 26 Ley 19/1991, de 6 de junio, del impuesto sobre el patrimonio

Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de RCR. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.

Comparte sólo esta página:

Síguenos

Utilizamos cookies propias y de terceros. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información